OBJETIVO: CONTRIBUIR A LA VISIBILIZACION Y PROMOCION DE LAS MUJERES DEPORTISTAS EN MONCLOVA, COAHUILA Y CIUDADES ALEDAÑAS.


domingo, 28 de agosto de 2011

Andrea y Nelly, Subcampeonas del Mundo



Una vez más el titulo mundial se negó para México en Homeless World Cup, sin embargo la experiencia vivida para las monclovenses Andrea Borrego y Nelly Medina en Paris, Francia es un gran logro y avance no solo para ellas si no también para el futbol femenino de Monclova y Coahuila.



Kenia salió a la cancha a calentar, bailo a su puro estilo, hizo una fiesta, no tenían nada que perder, pero si mucho que ganar. México en cambio se mostró más concentrado y calentó ordenado, quizás por la presión de su etiqueta de invicto.


El partido más importante para ambos equipos estaba a punto de iniciar. Se alinearon en el centro de la cancha para entonar los himnos de sus países. Primero las kenianas, luego el Himno Mexicano, la piel se puso de “gallina”, eran ocho compatriotas orgullosas cantando como nunca cada estrofa del glorioso Himno Nacional.


Se escuchó el silbatazo inicial del partido y la adrenalina se sintió a flor de piel. Kenia toca la pelota, va en su primer intento del primer gol con un insípido disparo. México recupera y llega tocando a campo enemigo donde saca un potente disparo, sin embargo la guardameta keniana ataja, sale rápido y en el contragolpe sale un fogonazo que batió a la arquera azteca.



El gol cayó como balde de agua fría a las mexicanas que son encajonadas en su propia área por sus adversarias y en un disparo sencillo se le escurre la pelota a la arquera nacional para el 2-0. México intenta ir al frente, encuentra los espacios, pero no el gol. Kenia no renunció al ataque, al contrario vuelve a repetir un disparo violento desde el “ombligo” de la cancha para marcar el 3-0.



La culminación del primer tiempo fue un tanque de oxigeno para las aztecas, destacando el ingreso a la puerta de Andrea Borrego mientras que Nelly Medina se mantiene en el juego.


México guardó calma e inició hacer lo que mejor sabe, tocar la bola y encontró la fortuna con un potente remate para disminuir distancias. Pero Kenia responde de inmediato con el cuarto de la cuenta.



El Tri inició a bombardear la portería rival y se ve favorecido con shoot out, pero lo desaprovecho. No obstante en la siguiente acción puso el 4-2 y cuando mejor jugaba cayó el tercero, pero el tiempo no les alcanzo, pues el árbitro pito el final del partido.



Kenia festejó como verdaderas campeonas del mundo, mientras que las lágrimas y el desconsuelo se vieron por la selección nacional.



Para las monclovenses Borrego y Medina al igual que el resto de las seleccionadas termino el sueño mundialista, sin embargo escribieron su nombre en el libro de historia del balompié femenino nacional. A su regreso sin duda se echaran las campanas al vuelo, un segundo lugar en mundial no es cosa de todos los días, por ende deberán ser recibidas como lo que son; heroínas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario